Impacto K 2021: Carta de nuestra directora

2022-05-23 Leer en voz alta

Es el año 2021, el lento tránsito hacia el limbo al que nos ha llevado la pandemia sigue habitado por la acelerada digitalización de nuestras vidas. Lejos de la antigua normalidad, podemos confirmar que este cambio continúa afectando nuestro entorno laboral y político, y que las brechas económicas, sociales y culturales se agudizan. A la par, el estallido social de este periodo ha dejado cicatrices y desafíos futuros en nuestra sociedad.

Enfrentarse a estas cicatrices no se tomará mucho tiempo. El 2022 así nos lo demostrará: será el año que nos recuerda la violencia del país, que nos rememora la incertidumbre en medio de un proceso electoral y de cambio de gobierno en el que la tecnología no será indiferente gracias a la creciente narrativa de fraude. Porque si este fue un temor en las elecciones del 2018, hoy es más evidente. 

En un país políticamente polarizado las incertidumbres sobre el cambio político seguirán siendo una realidad. La agenda política seguirá marcada por el proceso de paz, la crisis económica, el hartazgo frente a la impunidad, la corrupción y la espiral creciente de violencia e inseguridad. Las respuestas y retos dependen del color político que gane las elecciones.

La pobreza crecerá y con ella la violencia, la migración, la corrupción y tantos otros males que vimos materializarse en 2021 con la protesta social acontecida entre abril y junio. En estas protestas vimos que las soluciones policivas y restrictivas incorporan tecnología sin consideraciones de derechos humanos y nos ha marcado una agenda como sociedad civil. 

Como en 2021, en 2022 seguiremos viendo el auge de ideologías y proyectos políticos autoritarios, nacionalistas y xenófobos en diversas partes del mundo y su desarrollo en nuestra región, con amenazas en el país que se materializan en lo digital tanto desde amenazas reales como apoyadas por manipulaciones y desinformación. 

Enfrentaremos unas elecciones con más ojos pendientes de la tecnología, listas para seguir formulando preguntas y cuestionando aspectos sobre su uso y capacidad para cerrar o exacerbar las brechas que ya hemos mencionado.

El año 2022 nos traerá nuevas oportunidades para hacer lo que sabemos y para proteger y promover los derechos humanos y la justicia social en el diseño y uso de las tecnologías digitales

Tenemos el reto de entender estos problemas para proponer soluciones, alertar sobre las preocupaciones poniendo en el centro la justicia social, de buscar mecanismos para hacer seguimiento y control e identificar rutas de diálogo con el Estado.

Continuaremos en un proceso de sostenido crecimiento de nuestro equipo de trabajo acompañado de la implementación de metodologías ágiles, fortalecimiento del horario flexible y el trabajo remoto. En 2022 también seguiremos consolidando la transición del Laboratorio de Apropiación hacia la Corporación Utopíabio para garantizar su crecimiento en beneficio de comunidades con conectividad intermitente.

Karisma seguirá comprometida con la incidencia en políticas públicas y con apoyar los procesos locales de defensa de derechos humanos, mediante el fortalecimiento de un equipo humano, multidisciplinario y comprometido que enfrente los múltiples retos descritos y busque soluciones desde el activismo, la investigación y la incidencia basada en argumentos y evidencias. 

Como ha sido nuestro sello, buscaremos trabajar en equipo, en red, en colectivo con otras organizaciones, comunidades y personas para ampliar el impacto de lo que hacemos. ¡Gracias por acompañarnos en este camino! 

Carolina Botero.

Directora general.


Si por algún motivo esta entrada no es accesible para tí, por favor escríbenos a comunicaciones@karisma.org.co y haremos los ajustes que estén a nuestro alcance para que puedas acceder al contenido.

Indícanos el título del contenido en el asunto del correo, por ejemplo: Impacto K 2021: Carta de nuestra directora.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.